Registro de Jornada Diaria


 CONTROL DE JORNADA DIARIA

 

Como ya les adelantábamos a principios de este año, el registro de la jornada de sus trabajadores es de obligado cumplimiento para todas las empresas desde la Sentencia de la Audiencia Nacional de 04-12-2015, que lo hace extensivo a todos los trabajadores independientemente del tipo de contrato y jornada.
Si todavía no han tomado medidas al respecto, les recomendamos su implantación, porque la campaña de la Inspección de Trabajo para el control de la jornada es inminente.

Esta obligación, nace tras el Real Decreto Ley 16/2013, que establece la obligación para la empresa de registrar día a día la jornada de los trabajadores a tiempo parcial en su artículo 1.
Y en los últimos meses, tras mucha controversia, fue ampliada a todos los trabajadores, independiente del tipo de contrato o jornada, tras la confirmación del criterio de la Audiencia al respecto en posteriores sentencias.

¿EN QUÉ CONSISTE LA OBLIGACIÓN DEL REGISTRO DE LA JORNADA DE LOS TRABAJADORES?

No solamente habrá que registrar la jornada a diario, si no que habrá que totalizarla mensualmente y elaborar un resumen de todas las horas del mes y hacer la entrega del mismo al trabajador junto con su nómina en el período fijado para el abono de las retribuciones. Este registro es obligatorio se realicen o no horas extraordinarias.
El registro de jornada deberá ser diario e incluir el horario concreto de entrada y salida respecto de cada trabajador: no es aceptable la exhibición del horario general de aplicación.
La comprobación de la existencia de este registro debe poder realizarse en el centro de trabajo en el momento de la visita de Inspección (para evitar su creación posterior).
El modelo será el que la propia empresa elija: debe garantizar la fiabilidad e invariabilidad de los datos.
La empresa estará también obligada a conservar los registros de la jornada durante 4 años.

¿QUÉ CONSECUENCIAS PUEDE TENER NO LLEVAR EL REGISTRO DE LA JORNADA?

En caso de incumplimiento del registro de jornada en contratos a tiempo parcial, el contrato se presumirá celebrado a jornada completa, salvo prueba en contrario que pudiera acreditar el carácter parcial de los servicios.
Así mismo, la Ley de Infracciones y Sanciones en el Orden Social establece sanciones por incumplimiento, pudiendo implicar:
● En el caso de defectos de forma, conllevaría una multa de entre 60 y 625 euros.
● La ausencia de registro, la comprobación de prolongación de jornada o el abono de horas extras fuera de nomina, son infracciones graves, cuya sanción podría oscilar entre 626 y 6.250 euros.
● En el caso de hechos de extrema gravedad (cuantificación de horas extras, sin registro, declaración ni abono), podría considerarse una falta muy grave, con multas desde 6.251 hasta 187.515 euros.
Ojo: los inspectores van a comprobar sobre todo la realización de horas extras no declaradas o no compensadas. Recordamos que las horas extraordinarias no podrán ser superiores a 80 por año. En el caso de pagarse las horas extraordinarias al trabajador, deberá constar en su nómina y se deberá cotizar por éstas. De no hacerse, podrá ser considerado una falta muy grave.

¿CÓMO SE PUEDE LLEVAR A CABO EL REGISTRO DE HORAS DE LOS TRABAJADORES?

Este registro podrá ser manual, o implementarse mediante algún sistema de fichaje, bien sea en papel, o electrónico.
Lo importante es que este registro contemple los datos que recomienda la Inspección de Trabajo: identificación del trabajador, jornada diaria, con la hora de entrada y salida de cada trabajador.
Les recomendamos conservar una copia de cada registro mensual en la empresa, firmada por el trabajador, con el fin de tener un justificante del cumplimiento de esta obligación ante una posible inspección.

Finalmente indicarles que para cualquier ampliación o aclaración de esta información, estamos como siempre a su entera disposición en nuestro Departamento Laboral en el teléfono 986 267 117.
Atentamente,
ASESORIA ATENEA